Secretos y verdades del e-commerce

Por | 2014-05-05T22:58:07+00:00 mayo, 2014|Nuevas tecnologías|

Somos el cuarto país europeo que más gasta en comprar por internet. Lo asegura un informe elaborado por Ecommerce Europe, agrupación de las diversas asociaciones que estudian el comercio electrónico en el Viejo Continente. En los primeros puestos, Reino Unido, Alemania y Francia. Y las cifras no son nada desdeñables: casi 13.000 millones de euros gastamos en nuestro país, 96.193 millones en el Reino Unido, seguido por los 50.000 millones de Alemania y los 45.000 millones de Francia. Muy lejos quedan países como Italia (9.565 millones) o Portugal (2.300 millones). Somos, por lo tanto, los reyes de la compra online del sur de Europa. Ese potencial, lejos de no tenerse en cuenta, debe focalizar gran parte de las energías que dedican las empresas a incrementar sus ventas y aquellos que quieran emprender una nueva aventura empresarial online. Pero, ¿qué debemos tener muy claro del funcionamiento del comercio electrónico?

Especialización

El éxito pasa por ser especialista en tu producto. Antes de abrir un negocio online hay que buscar un nicho de mercado, definir el valor de la marca que ofrecemos y la diferenciación frente a otros. Y mejor que el producto realmente te apasione, porque posiblemente habrá que dedicarle muchas horas…

Servicio y experiencia

El centro ya no es el producto, sino el servicio y la experiencia. Entrar y comprar debe ser una experiencia única, además de sencilla, con diseño de carrito de compra simple y efectivo, fotos y diseños atractivos y variedad en los medios de pago. Según el informe de Ecommerce Europe en España triunfa la tarjeta de crédito (72% de los compradores la usó), frente a Paypal (17%) y el pago contra reembolso (11%). En cuanto a la atención al cliente, las claves son la amabilidad de siempre sumada a la rapidez en la respuesta por cualquiera de los canales. Y el valor añadido, con contenidos exclusivos, descuentos, promociones…

Comercio = on + off

El concepto de comercio actual engloba ambos canales y lejos de temer la canibalización de lo offline sobre online, o viceversa, hará que se sumen esfuerzos y éxitos: la estrategia multicanal se ha hecho imprescindible para estar en contacto permanente con los clientes y tener el máximo impacto.
En el desarrollo online habrá que estar muy focalizados en el marketing de contenidos, implementar políticas SEM y SEO, prestar una enorme atención a la analítica web, potenciar el email marketing y, por supuesto, las redes sociales, que facilitan la tarea de la fidelización y la atracción de clientes potenciales, compartiendo contenidos exclusivos, generando conversación, ofreciendo ofertas y descuentos a los seguidores, etc. Según el informe de Ecommerce Europe aproximadamente el 32 % de los españoles ha realizado compras en alguna web en el último año, con un gasto medio de 865 euros por persona. Quizás sea el momento de afinar estrategias y tratar de conseguir un pedazo del pastel.

¿Te apuntas al carro?

El autor del contenido es

Laura López Basulto

¡Es tu turno! Opina y deja tu comentario